martes, 12 de julio de 2011

EL RELOJ DE CUCO







Cucú, cucú,
cantaba el reloj de cuco,
la anciana sin pestañear
miraba pasar los minutos
meciéndose sin parar.

Se oía el chirriar
de su vieja mecedora
mirando el reloj paciente,
esperaba diligente
el lento paso de las horas.

Evocar le distraía,
por el transcurso del tiempo
le costaba recordar,
sus recuerdos revivía
como si fueran real.

Recordaba como antaño
lucia su largo pelo castaño
y su dulce caminar.
Ahora su corto pelo cano
le hace suspirar el vano
lo que pasó, ya no volverá…

Ya no refleja hermosura
el tiempo la trasformó
en dolorosa amargura.

Ella está segura de su suerte
sabe, que pronto le llegará la muerte
y el tiempo su camino seguirá.

No deba tregua a observarlo
el tiempo ha de pasar
y no admite intervalo.
Los felices recuerdos
de aquellos tiempos pasados
le cuesta ya rememorar.
No mires más el reloj
meciéndote sin parar
en tu vieja mecedora,
viendo el paso de las horas
tu reloj se parará.

Cucú, cucú.
El viejo reloj de cuco
seguirá dando las horas
y en tu vieja mecedora
ya nadie se mecerá…


Margary Gamboa.

 



No hay comentarios:

Publicar un comentario

LIBRO DE VISITAS

LIBRO DE VISITAS
PARA DEJAR TU MENSAJE. PICA EN LA FLOR

ENTRADAS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...